Conseguir mejores precios en reservas de vuelos con un VPN, en hoteles y otras compras

Otro aspecto muy importante para decidirse a comprar un VPN y a usar un VPN siempre o buena parte del tiempo que usamos internet es poder cambiar el país o incluso ciudad donde queremos tener la ubicación de la dirección IP que utilizamos. Aparte de proteger el anonimato como ya hemos explicado en el anterior artículo, hay países que tienen restringidos ciertas aplicaciones o páginas web dependiendo de la legislación de cada país. También se puede usar el VPN para acceder al contenido que hay en otros países de plataformas como por ejemplo, Netflix y plataformas similares, pudiendo probar en diferentes países del mundo contenido que se muestra según el país al que pertenezca la IP address que utilicemos.

También usando el VPN correctamente y probando en varios lugares se pueden conseguir billetes de avión más baratos. Por ejemplo, si te conectas desde una ciudad cara, como por ejemplo Los Ángeles, Oslo, Londres, etc, el buscador de vuelos detectará que es una zona con alto poder adquisitivo medio por persona, y te ofrecerá vuelos más caros que si por ejemplo pones que te encuentras en ciertos países de Latinoamérica o de África, o Asia. O si por ejemplo, vas a viajar desde Madrid a Estambul, pero haces la búsqueda desde Bogotá o Buenos Aires, lo más probable es que te salga un precio más económico en Skyscanner o el buscador que utilices, ya que poca gente de otro país va a estar buscando vuelos para hacer ese trayecto, seguramente.

También muchas veces, las aerolíneas suelen ofrecer precios más económicos en el país donde tienen su sede principal.

Lo mismo ocurre con los hoteles. Cualquiera de las principales websites de reservas de hoteles, Booking.com, Expedia.com, Agoda.com, Trip.com, Edreams.com, etc ofrecen mejores precios según desde que país te conectes.

Por ejemplo, si quieres reservar un hotel en Roma, desde otro país europeo desde el cual suele recibir muchos visitantes, como España, Francia, Alemania... el precio del hotel será el que te aparezca siempre conectado, por ejemplo, desde España. Sin embargo, si te conectas desde un país desde el que reciba pocos o muy pocos visitantes y con bajo poder adquisitivo de media, como por ejemplo Filipinas, Indonesia o países africanos, las páginas de reservas de hoteles te ofrecerán un precio bastante más económico y como lo importante a la hora de hacer la reserva es tu nombre y no "el país desde donde la hayas realizado", o mejor dicho la dirección IP del país donde la hayas realizado, tu reserva de hotel será perfectamente válida y más económica.